SEMANAL

latest

El «Mal nacido», de Daniel Bravo

El poeta, en catorce textos nos lleva a recorrer la miseria de la soledad, el desamor y la vida que se asigna, así: arbitrariamente, al chingadazo.

15 junio 2021

/

Por Chrys Sainos

Cuando leí por primera vez un poema de Daniel Bravo fue en una borrachera, una amiga sacó de su librero un plaquette gris con un diseño sencillo de un piecito muy cotorro y caótico. Así lo entendí yo.

-Lee "Pyro", me insistía con ansiedad de colegiala maldita o yonkie enamorada, no sé...

Con voz grave e impostada leí cada frase hasta llegar al brutal remate que parafraseando a la banda de Nashville; Kings of Leon sentenciaba "todo lo que quiero está muriendo lentamente o ya se ha ido"…Entonces el título del texto cobraba sentido. "¡Entendí la referencia!"

-Ah caray, pensé, tenía que leer el resto detenidamente pero ese no era el momento.

Algunos días después decidí leer el material literario, normalmente suelo ser una crítica brutal pues aprendí a entender la poesía desde las estructuras clásicas de la literatura española del siglo XVIII y hace mucho me alejé de la poesía contemporánea por salud mental.

No tenía muy altas expectativas.

El prólogo no ayudó mucho a mi motivación, creí que sería otro compendio de textos del típico poeta maldito estándar: alcohol, tetas y… ¿semen?

Y entonces "Martes" apareció.

Un texto limpio, una prosa fina y un dolor que cala porque lo sientes tuyo, "para no ser alimento de ratas"... ¡ya estábamos hablando de poesía de verdad!.

Daniel Bravo nos va llevando magistralmente de la mano entre la desolación que guardan las bolsas de basura llenas de recuerdos, preservativos usados y "llenos de mentiras" para emprender un viaje eterno que un "jueves" descansa de la carretera entre cervezas e insomnio, al "séptimo día" acepta su alcoholismo y nos regala las líneas más sabias, melancólicas y brutales como: "bebo porque elegí la manera en como quiero morir" o "recuerdo que en casa siempre nos iluminó la tristeza".

"Reacciones adversas" es para mí la joya de la corona.

Un texto mucho más trabajado, bien hecho, (hablando desde la lingüística y la rigidez académica que la literatura contemporánea generalmente desprecia) pero sobre todo doloroso, ácido y divertido. Dosis elevadas de fluoxetina y la ficción del mesías que salva a la humanidad con su semen sin lograr satisfacer a su mujer es simplemente un agasajo que nos recuerda la futilidad de la vida.

Cada texto, conforme te adentras en las treinta y dos páginas que componen el Mal nacido de Daniel Bravo es cada vez más incisivo, más intoxicante y más fino.

El poeta, en catorce textos nos lleva a recorrer la miseria de la soledad, el desamor y la vida que se asigna, así: arbitrariamente, al chingadazo y sin mayor opción al pobre malnacido que no tiene más arte que su viaje de vida aparentemente cotidiana pero dibujada de una forma tan bella y brutal que se antoja sufrir un poco más para ahogar tanta miseria en un trago de ron añejo.

*Dos textos de Daniel Bravo aparecen en la antología de relatos patibularios "La ciudad de los ahorcados", publicada por Editorial Agujero de Gusano en 2019.


***

Martes

Daniel Bravo

 

Puse tu recuerdo en una bolsa de plástico

Junto con preservativos usados llenos de mentiras

Latas de cerveza

Mis miedos

tu fantasma

Todo lo que cayó de la cama y se refugiaba debajo de ella

 

Los tiré en la esquina

dónde toda la calle deposita su basura

Encima piedras como un entierro

para que los perros no derramaran toda esa porquería sobre la acera

 

Para no ser alimento de ratas

Para que las moscas

sigan naciendo de la mierda

y no de nuestros restos.

TE PUEDE INTERESAR
© Copyright 2017 — Revista Sputnik de Arte y Cultura | Todos los derechos reservados
By Sputnik Medios